CAUSAS, SÍNTOMAS Y CÓMO EVITAR LA TORSIÓN DEL ESTÓMAGO EN PERROS

CAUSAS, SÍNTOMAS Y CÓMO EVITAR LA TORSIÓN DEL ESTÓMAGO EN PERROS

Sin duda, la torsión del estómago en perros -también llamada síndrome de dilatación vólvulo gástrica- es una de las enfermedades más temidas por cualquier persona que tenga uno de estos fieles compañeros peludos.

La torsión del estómago en perros tiene una gran incidencia en ciertas razas grandes como los mastines, dálmatas, pastores alemanes, chow chows o San Bernardos, entre otras y aquellas que tienen un pecho muy profundo. También es muy común que la padezcan otros animales como los de origen vacuno, el ganado en general.

 

La torsión del estómago en el perro es grave

 

CAUSAS DE LA TÓRSION DEL ESTÓMAGO EN PERROS

Las causas de la torsión del estómago son muy variadas y ciertamente no hay muchas aclaraciones al respecto ni estudios concluyentes por sus causas pero se puede decir que la teoría más usual es la relativa a una acumulación excesiva de gases y líquidos que hacen una dilatación del estómago tal, que provoca la rotación del mismo o retorcimiento, provocando en horas -y más si no se llega a tratar a tiempo- la muerte del perro.

La torsión del estómago en el perro afecta gravemente al sistema cardiovascular debido a la posible estrangulación de las venas y las arterias del estómago y la consecuente falta de riego sanguíneo, lo que también llega a afectar a los órganos vitales por el menor transporte de oxígeno en sangre a todo el cuerpo y por tanto afectando gravemente, especialmente al corazón.

Una causa muy común de este síndrome es referente a la alimentación.

Los perros tienen varios sistemas para vaciar su estómago como las flatulencias, los vómitos o eructos. Incluso sus movimientos estomacales e intestinales habituales deberían de evitar el trastorno, pero si la alimentación no es la adecuada o no se le dota de las cantidades adecuadas ni es repartida su dieta alimenticia en varias tomas al día pueden producir disfunciones que degeneren en el problema. 

Hay que tener en cuenta que somos lo que comemos y en el caso de los perros no es menos esta afirmación. El 99% de los casos de torsión del estómago es debido a una dieta basada en alimentos secos comerciales para perros y más aun si son baratos según los expertos tal y como puedes leer en este post del prestigioso nutricionista Carlos A. Gutiérrez "Siete consejos para evitar la muerte de tu perro por alimento comercial" .   

De la forma en la que se alimenta el perro, una dieta basada en alimento comercial seco, el comer antes o después de su ejercicio diario, el estrés a la hora de comer, las comidas copiosas, ingestiones demasiado rápidas, demasiada ingestión de agua o darle una sola toma de alimento al día, pueden ser detonantes de cualquier trastorno que provoque una torsión en el estómago del peludete.

Otras cosas que influyen son la predisposición genética y la incapacidad de que el perro  no pueda vaciar con normalidad el estómago.

 

 

SÍNTOMAS DE LA TORSIÓN DEL ESTÓMAGO EN PERROS 

Dada la gravedad de este trastorno que tiene un gran riesgo de muerte de más de un tercio de los casos que se tratan a tiempo y del 100% en los que no se tratan o no se pillan a tiempo es muy importante que se puedan reconocer rápidamente los síntomas. ¡El tiempo corre en contra del perro y hay que intervenir!

Los síntomas más comunes en un caso de torsión del estómago que puedes identificar en el perro son el comportamiento ansioso o inquietud, dolor abdominal (el perro se mira al estómago o mira al suelo), vómitos de baba o sin éxito, tripa muy hinchada, eructos, respiraciones cortas y muy frecuentes producidas por el exceso de gas en el estómago y por taquicardias cardíacas y un exceso de mucosidad en la trufa.

Si detectas estos síntomas en el perro, no tienes tiempo que perder en ir al veterinario que más cerca tengas para una rápida intervención médica.

 

La torsión de estómago en perros

 

¿SE PUEDE EVITAR LA TORSIÓN DEL ESTÓMAGO EN EL DIA A DIA DEL PERRO?

Sabiendo la variedad de causas que pueden provocarla hay que tener en cuenta varias consideraciones de importancia en el día a día de tu fiel y peludo amigo:

 

-- Hay que vigilar que el perro ingiera su comida de modo más pausado.

-- Vigilar que el perro no vomita frecuentemente y qué vomita en caso de que lo haga, más si ya ha sufrido una torsión gástrica.

-- Impedir que beba excesivamente después de las comidas.

-- No darle de comer antes o después de su salida o ejercicio diario.

-- Repartir su cantidad de alimento diario en varias tomas al día (dos o tres, por ejemplo) y no dejar la comida a expensas del perro en cualquier momento.

-- Si no se pudiera repartir el alimento siempre es mejor dar un tipo de alimento deshidratado, ya que este tipo de alimento -rehidratado- es mejor para un lavado gástrico.

-- Evitar a la hora de la comida exceso de estrés o de ansiedad.

 

En resumen,  un control en la alimentación, una alimentación adecuada, de calidad y las tomas más repartidas en el día de su dieta alimenticia teniendo en cuenta sus momentos de actividad diaria, así como controlar que su ingestión de agua no es exagerada antes o después del ejercicio pueden ayudarte a evitar en gran medida la torsión del estómago del perro.

¿Conoces ya nuetro plan de fidelización? Además de darle alimento más saludable y enriquecer más la dieta de tu perro, CookiesWil puede salirte ¡GRATIS

Disfruta de tu PLAN AMIGO con tus amigos! Cada vez son más los clientes los que se benefician de las ventajas y también sus perros.

Comida para perros natural

 

comments powered by Disqus